En blanco… (Parte I)

      4 comentarios en En blanco… (Parte I)

¡Hola a todxs! Es martes y hoy os traigo la primera parte de algo, que necesitaba expresar. Espero que os guste y os sintáis identificados, en mayor o menor medida ^^


Y ese momento en el que te quedas en blanco. Lo tienes delante, mirándote inquisitivamente. Una respuesta. Quiere que sigas con  la frase, que desarrolles el tema. Empieza a mover la cabeza de un lado al otro «¡no… no no no… me estoy bloqueando! » y mientras él niega con la cabeza en un gesto de desaprobación, tu empiezas a sudar. Las manos te tiemblan, notas que te mareas de la tensión y nada… las palabras no salen. Se han quedado bloqueadas en la salida de la garganta, tan bloqueadas como tú,  ahí paraditas a punto de ser empujadas por tu voz, que debe ser segura y firme.

Digo debe porque esa es la teoría, eso es lo que ellos quieren, escucharte tajante, firme, sentenciadora. Quieren que demuestres que lo controlas, que dominas el tema, la situación, ese instante. Que tienes la capacidad y el autocontrol suficiente para que, en una situación de estrés ni se note ni te afecte.  ¿Cómo sino podrías llegar a ser juez? o ¿Fiscal?

Y te lo exigen. Claridad, concreción, literalidad, seguridad, control, rapidez, aplomo. Exigen que domines la tensión y los nervios, que no puedan contigo, que seas tu quien les diga » de aquí no pasáis» Si… está muy bien esa exigencia, pero ponerla en práctica es demasiado difícil a veces. Por no decir imposible, porque te exiges ser excelente, porque en el examen no hay momento para el error, para el bloqueo, para que te de un «blancazo» de la tensión. Y tu  decides que eso tampoco puede pasarte entrenando. Que no puedes permitírtelo, que un cante malo es el infierno (aunque en realidad no sea así) pero tu te auto convences de que eso es el fin del mundo, que no es aceptable ni admisible y eso… esa presión que tu misma te infliges, es todavía peor.

Y ahí sigues, mirando la hoja, con tu esquema o directamente el programa de la asignatura, dando vueltas mentalmente. Intentando visualizar los apuntes, que te sirva ese patrón de colores tan precioso que compartiste el otro día en Instagram y que de repente te venga ese titulo en rosa pastel, ahí delante de ti para decirte » El contenido de la accesión es…»  pero no. Que no viene. Que la lucidez y la inspiración se han ido por la ventana, hoy que hace buen día y está abierta.

Si… y está ahí delante observándote. Ya se impacienta, has de decir algo. Lo que sea, pero no un «no me acuerdo» «no lo sé» «me he bloqueado» eso no sirve. Eso está prohibido. No no no… has de seguir por donde lo has dejado, con dignidad, como si nada… que no se note, como si simplemente te hubiera dado el cerebro un segundo de desconexión, como cuando hablas con una amiga y te quedas en blanco pero después sigues como si nada, si…, como si no llevaras una eternidad con la vista puesta en la mesa sin tener las narices suficientes para abrir la boca porque no sabes lo que te va a salir.  Para eso te preparan, para dominar la oratoria, los cantes, la expresión oral. Para tener la capacidad de decir convencida algo  que en algunas ocasiones ni entiendes, o para poder continuar con tu exposición sin saber que vas a decir en la frase siguiente.

A veces eres como un suicida, que empieza hablar sin saber que viene después, convencida de que las palabras fluirán solas porque las has interiorizado. Confías en tu don. En tu intelecto. En que te vas a iluminar cada segundo para decir lo que tienes que decir.  Creyéndote que saldrán casi por arte de magia. Bueno no, arte de magia no porque te has pasado tus 10h desde hace 3 días preparándote esos 3 temas, y han de salirte. Obvio ¿o no?


Continuará…

Espero que os haya gustado ^^  Ya sabéis, nos vemos en Instagram 

¡HASTA EL PRÓXIMO MARTES!

4 pensamientos en “En blanco… (Parte I)

  1. Mir

    Solo quería decirte que una persona en Youtube ha resubido videos tuyos, y como los borraste y tal porque no querías que estuvieran, te lo digo para que lo supieras y hagas lo que consideres. El canal es julio Quintero. Un saludo.

Los comentarios están cerrados.